¿Dónde meto mis libros?

books-1163695_960_720

Dicen que el saber no ocupa lugar, pero no es del todo cierto. Si eres un apasionado de la literatura, seguro que en algún momento de tu vida te has visto desbordado por la cantidad de libros que se te acumulan en casa.

Cuando los compraste -o cuando te los regalaron- estabas demasiado ocupado dejándote cautivar por la historia como para preocuparte de dónde los meterías. Y así, como quien no quiere la cosa, un día te das cuenta de que tu hogar está invadido de volúmenes. A ver, a todo lector le gusta tener un hogar invadido de volúmenes. Pero por muy poético y bohemio que te quieras poner, debido a cuestiones prácticas, no tienes más remedio que hacer algo para liberar espacio.

Yo también me he visto con más libros que sitio en las estanterías en varios momentos de mi vida, y poco a poco he ido probando soluciones para ello. En este post te propongo algunas medidas que puedes tomar si te ves abrumado por las montañas de libros de tu casa, y de paso, te doy algunas recomendaciones para organizarlos. ¡Toma nota!

1. Haz limpieza y selecciona

Sí, lo sé, es una medida muy aburrida para empezar. Siempre aconsejan hacer limpieza general en casa cada cierto tiempo para decidir qué te quedas y qué tiras, y así ir liberando espacio para lo que va llegando. ¡Pero nunca te apetece!

Es un proceso que requiere entre una tarde y un día entero, y sobre todo, mucha fuerza de voluntad. Pero merece la pena. Haz acopio de toda tu iniciativa, marca un día en tu calendario y dedícalo a hacer una selección intensiva de todos tus libros. Elige aquellos que quieres seguir conservando cerca, ya sea porque no los has leído, porque quieres volver a leerlos, porque son especiales para ti o porque visten bien la estantería -sí, todos tenemos algún volumen que se conserva más por su presencia que por su esencia-. Y descarta aquellos que no tengas intención de volver a leer o que no tengan un gran valor sentimental. En el siguiente punto te explico lo que puedes hacer con estos últimos, los “descartados”.

De entre los que decidas quedarte, haz una re-selección. Te aconsejo que los separes al menos en dos grupos, poniendo en el primero los que deseas tener más a mano o más a la vista, y en el segundo, los que quieres conservar cerca pero tienen menos prioridad.

2. ¡No los tires!

Cuando te he dicho que hagas limpieza y descartes algunos, no quería decir que fuesen a la basura. ¡No tires los libros, por favor! (A menos que estén en un estado muy lamentable y no tengas otro remedio, claro).

Si quieres deshacerte de algún libro, dale una segunda vida. Puedes venderlos en tiendas de segunda mano o por Internet. Hoy, existen muchísimas aplicaciones para el móvil que te permiten vender tus cosas a gente de tu ciudad de forma muy cómoda. También puedes venderlos a tus amigos o conocidos, que se ahorrarán un dinero en el título que les interesa y además sabrán que viene de ti. Si vas a recurrir a la venta, es importante que los libros se conserven en buen estado dentro de lo que cabe. En el post Cuida tus libros te doy algunos consejos para ello.

Otra bonita opción es que los regales. No se trata de hacer pasar un libro de hace 10 años como si fuera un regalo recién salido de la tienda, pero si el libro tiene significado para ti, puede tenerlo para otros. Un libro que has leído y que te ha llegado es un regalo muy íntimo y original para las personas que te importan. No importa que esté un poco viejo o usado: forma parte de su encanto.

Si no has podido vender los libros ni sabes a quién regalarlos pero sigues queriendo deshacerte de ellos, puedes donarlos. Hay muchos eventos, rastrillos benéficos y casas de acogida que aceptan todo tipo de objetos de segunda mano, ya sea para venderlos y recaudar fondos o para dárselos a familias sin ingresos. No solo les darás una segunda oportunidad a tus libros, sino que contribuirás a una buena causa.

3. Si tienes trastero, aprovéchalo

Puede que en esa primera selección que hiciste a la hora de limpieza haya algunos libros que no quieres tener a mano pero tampoco quieres perder. Quizá te traigan demasiados buenos recuerdos como para deshacerte de ellos, o estás pensando en darles un nuevo uso en un futuro lejano -como regalárselos a tus hijos-. Si tienes trastero, desván o altillos, estás de suerte: es el término medio perfecto entre deshacerte de tus libros o amontonarlos en las estanterías.

Mi desván está lleno de cajas con libros de mi infancia a los que me negué a renunciar. Puede que algún día me decida a venderlos o regalarlos, pero de momento, tengo la tranquilidad de que siguen en casa para cuando quiera recuperarlos. ¡Y no ocupan espacio en las estanterías!

4. Elige bien el lugar en el que los guardas

Si después de seleccionar, re-seleccionar, vender, donar, regalar y mover tus libros, sigues sintiendo que tienes más volúmenes que espacio, ha llegado el momento de comprar nuevas estanterías.

Estarás pensando “¡Pero cómo voy a meter otra estantería en casa si lo que no tengo precisamente es ESPACIO!”. Tranquilo, lector. Alguien ha pensado en eso antes que tú y que yo. Para eso están, por ejemplo, las estanterías flotantes. Son baldas de metal que se colocan en la pared, y tienen el tamaño y el peso justo para soportar tus libros colocados uno sobre otro en horizontal. Además de ser económico y no ocupar apenas espacio, es un método de decoración muy original.

Hay muchas otras ideas interesantes para guardar tus libros en casa sin perder mucho espacio. Las baldas de toda la vida (sean del material que sean) tampoco ocupan demasiado y son fáciles de encontrar, y las tiendas están llenas de opciones originales que además de cómodas, son decorativas.

paperblog

5. Organiza tus libros

Volvamos ahora al primer punto, el de la limpieza. ¿Recuerdas que te he dicho que hicieras una segunda selección y separaras los libros en dos grupos? Pues ahora es cuando decides donde pondrás cada grupo. Los libros que quieras tener más a mano, guárdalos en las estanterías más bajas o en las que tengas a la altura de la vista. Los que quieras guardar pero no necesites tener tan cerca, déjalos en los estantes más altos.

De esta manera, cuando te toque volver a hacer limpieza, sabrás directamente a dónde tienes que ir: a los estantes altos, donde dejaste los libros menos prioritarios.

Otra recomendación a la hora de organizar los libros, es que los clasifiques a la hora de guardarlos. Elige si los guardas por géneros, por autor o por título -como en una librería-, e intenta mantener la clasificación cuando compres libros nuevos. Esto no influye para nada en el espacio que ocupan, evidentemente, pero te permitirá tenerlos más ordenados y encontrar más rápido el título que busques.

6. Esencia y presencia

Los libros decoran, es así; algunos más que otros, pero en general, nunca quedan mal a la vista. Así que si con la organización y las estanterías flotantes no es suficiente, puedes encontrar la manera de utilizar el exceso de libros a tu favor y mejorar la decoración en casa. Por ejemplo, puedes amontonar los libros grandes hasta crear una pequeña mesita, o encontrar lugares originales en casa para exponerlos o guardarlos. ¡Échale imaginación!

7. Las ventajas de la era digital

Aunque sé que no hay nada como el encanto de un libro impreso, y soy la primera que disfruta con el tacto del papel y el olor a libro nuevo, ya he defendido en varias ocasiones las ventajas de tener un ebook. En mi caso, tanto a nivel económico como a la hora de ahorrar espacio, he agradecido mucho tener el Kindle en más de una ocasión.

Si a pesar de haber aplicado todas las medidas necesarias, sigues sintiendo que te comen los libros en casa, quizá va siendo hora de comprar un ebook para que tus próximas compras en literatura no ocupen nada de espacio.

Eso no implicará que tengas que renunciar definitivamente a los libros en papel, sino que te dará la opción de elegir. Algunos libros te los comprarás en papel y otros en formato ebook, y de esa manera, irás reduciendo poco a poco el número de volúmenes que se acumulan en casa.

Si tienes alguna idea más para guardar y organizar tus libros en casa, estaré encantada de leerlo en los comentarios. ¡Cuéntanos!

Anuncios

2 comentarios en “¿Dónde meto mis libros?

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s